“Los Espíritus Demoníacos son Liberados durante los Días de Carnaval” afirma Satanista

Aunque la principal propuesta del Carnaval de Río sea la diversión, es en ese período que son registrados los mayores índices de violencia, crímenes y hasta muertes. Sólo el año pasado, la policía registró 1696 accidentes de tránsito en las rutas, de los cuales 323 fueron considerados graves y resultaron en 140 muertes.

Además de los altos índices de abusos en las calles, cerca de 800 personas fueron presas por diversos crímenes. La policía incautó 1,5 toneladas de marihuana y casi 50 kilos de cocaína en el carnaval de 2017. La pregunta que surge es: ¿por qué suceden tantas tragedias en este período?

Dea cuerdo con un brujo satanista, que prefirió no ser identificado, la respuesta puede estar en el actuar de los espíritus malignos que quedan “sueltos” durante los carnavales.

“Por esa razón se realizan muchos ritos ocultos durante esa fecha. Como hay mucha gente bebiendo de más, usando mucha droga, abusando del sexo, los espíritus que incentivan ese tipo de prácticas, ganan fuerza, porque se alimentan de lo que las personas hacen”, dijo al diario Universal.

El mismo dato fue confirmado por Alberto Ebomide, que es seguidor del ocultismo e hijo de un brujo. “Como sabemos en nuestra religión, los demonios quedan sueltos durante esa fecha festiva”, aseguró el hombre en su blog.

No es solo cultura

En muchas situaciones, los cristianos lidian con discuciones que justifican el Carnaval como factor meramente cultural. “Somos bombardeados diariamente con gran cantidad de argumentos, que muchas veces vienen de evangélicos. El Carnaval es puesto como una festividad local legítima”, comentó el pastor Solano Portela.

“Nos dicen que, como evangélicos, no podemos ser amargados y estar en contra de toda esta demostración de alegría que está a nuestro alrededor. Otros traen el argumento de la belleza de las carrozas y de las alegorías”, agregó.

Sin embargo, el período clasificado como “un festival de excesos de bebidas y de sensualidad sin freno”, presenta más puntos negativos que positivos.

“Son millares de jóvenes que se embriagan. Son millares de jóvenes que se inician en las drogas. Son millares de individuos que se rinden ante las pasiones desenfrenadas. Son millares de familias que son destruídas. Son millares de personas que después de las cenizas, cosechan los amargos frutos de esa fiesta de excesos”, aseguró el pastor Hernandes Dias Lopes.

Lopes aprovechó para llamar la atención de las personas para que regresen a Cristo, que es la fuente de la verdadera alegría. “Diferente es la fiesta que ofrece Dios. En la presencia de Dios existe plenitud de alegría y a la diestra de Dios hay delicias eternamente”, declaró.

Fuente: Guiame

Compartir